logo_nav

Nuevas letras atenagóricas de nuestro México© es la primera antología de Audacia Editorial®. Esta es el resultado de la selección realizada por un jurado internacional, compuesto por cinco académicas y escritoras de México, Argentina y Chile, a partir de una convocatoria dirigida a escritoras mexicanas noveles y cuyo objetivo era descubrir y apoyar a nuevos talentos, a la vez que dar un punto inicial a nuestro proyecto editorial.

 

Disponible en Audacia Wishes

Ebook disponible en Amazon.

Disponible en Audacia Audiolibros.

Las escritoras atenagóricas de nuestro México

Tania Rodríguez Fierros

Tania nació un mes de marzo en la Ciudad de México y vivió su infancia en el puerto de Acapulco Guerrero. Se graduó de la Escuela Superior de Medicina del Instituto Politécnico Nacional como médico general y posteriormente realizó la especialidad en Medicina Interna en la ciudad de León, Guanajuato, donde reside actualmente.

El deseo de la escritura lo concibió desde niña. Considera el leer una de sus grandes pasiones y el escribir su verdadera libertad, por lo que recientemente ha decidido participar en certámenes literarios. Uno de sus cuentos fue publicado en la Segunda antología de escritoras mexicanas presentado en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara en 2019. Esta es la segunda ocasión en que puede dar a conocer una de sus historias.

Su autor favorito es Fernando Vallejo: «Su prosa llena de imprecaciones desvela la realidad de los seres humanos y el mundo de una manera exquisita y única, el placer de leer a Vallejo es el más grande obsequio que me han brindado las letras».

Sandra nació en la Ciudad de México por azares del destino, ya que en aquellos días la zona metropolitana, donde sus padres vivían, recién iniciaba su crecimiento y, por ende, no existían buenos servicios de salud. De raíces michoacanas, por parte de ambos padres, se declara coacalquense de corazón, puesto que es el municipio donde ha vivido toda su vida.

Su personalidad define su gusto por la expresión escrita. Ya desde la adolescencia redactaba textos escritos en verso por la necesidad de expresar sus emociones, ideales y sueños. Algunos de sus autores favoritos son Mario Benedetti, José Saramago, Julio Cortázar, Gabriela Mistral, José Emilio Pacheco, entre otros. Más tarde se licencia en Ciencias de la Comunicación colaborando, eventualmente, en Radio Fórmula y Grupo Siete Comunicación. En el año 2013, es invitada a ser asistente personal y Community Manager del periodista y experto en literatura Javier Aranda Luna.

Los últimos años, Sandra ha incursionado de manera autodidacta en el cuento. El 2020, logra uno de sus más grandes anhelos, gracias a Audacia Editorial®: ver publicada «La muñeca de Ixhuatlancillo».

NORMA IRENE MACÍAS CORRAL

Norma nació en Chihuahua en 1972. A los siete años supo que quería ser escritora, pero el encanto por las Matemáticas y otras ciencias exactas la llevaron a estudiar Ingeniería Industrial. Actualmente se dedica a criar a su hija, quien es su primer público y termómetro cuando escribe cuentos infantiles.

El deseo de escribir la ha acompañado a lo largo de su vida y, aunque la ha realizado de forma esporádica, esta tarea fue quedando poco a poco pospuesta. Fue en 2019, cuando, al disfrutar la genialidad de un pequeño libro de pasta dura, redescubrió su ilusión y decidió emprender el camino de contar historias. Por ello, se matriculó en un taller de cuentos infantiles impartido por la escritora española Clara do Roxo, quien la animó a seguir escribiendo. Nuevas letras atenagóricas de nuestro México es el tercer certamen literario en que participa.

Su mayor reconocimiento es la alegría que causan en su hija las historias que le cuenta cada noche y que espera publicar pronto. Norma desea sacar a la luz todas esas anécdotas e ideas guardadas durante tanto tiempo, pues «ya viví un rato, ahora me toca sentarme a escribir».

BRENDA MELISSA AGUILAR MARTÍNEZ

Brenda nació el 24 de enero de 1998 en Colima. Es licenciada de Letras Hispanoamericanas por la Universidad de Colima. Participó en el XXX Verano de la Investigación Científica de la AMC bajo tutela de la doctora Laura Marta Guerrero Guadarrama con el proyecto Los géneros de la memoria como modalidad neosubversiva de la Literatura Infantil y Juvenil (LIJ) contemporáneaUn estudio de esta corriente en los últimos años en México (2010-2018). Actualmente es titular del proyecto cultural Colibrí literario, desde donde contribuye al conocimiento y difusión de la literatura indígena contemporánea dirigida al público infantil.

Brenda formó parte del periódico digital La Lealtad Noticias con su columna Bitácora de Marly, donde publicó reseñas, críticas, entrevistas y textos literarios. También ha publicado en Destellos, gaceta literaria de la Facultad de Letras y Comunicación, y en «Ágora», suplemento cultural del periódico Diario de Colima.

Entre sus logros, cuenta el primer lugar en la categoría de Cuento en el Concurso de Creación Literaria organizado por el XX CEEECIL, además de ser finalista en la convocatoria «Parasubidas Poético 2020» de la revista LIJ Ibero. Su esencia radica en ser escritora sin habitación propia, dueña de cualquier lugar para narrarse.

NORA EUGENIA RENERO ROMERO

Me nombran Nora, una decisión que a mis cuarenta y cinco ciclos asumo y abrazo como propia, gracias a la escritura acompañada y a llorar sola, a veces quedito y otras con la garganta seca. Tal vez voy tarde a responder qué quiero ser de grande, porque pruebo despacio los puntos y comas. Ya estudié, fui abanderada, aplaudida en escenarios académicos y de danza. Hice acordeones que nunca me atreví a sacar en exámenes. Improvisé respuestas rápidas por detenerme a ver cómo se separan las nubes, mientras me preguntaban con palabras que no cazaron mi atención. Acampé en la playa y vi cómo las estrellas pulsan y escuché cómo el mar arrulla y despierta. Ya organicé varias mudanzas e instalé estufas. Le perdí el miedo a prender el boiler y a cruzar las calles. Sentí cómo mi vientre crecía al ritmo de mi corazón, mientras esperaba a mi hijo. Le enseñé sus primeras palabras y él me regaló sus primeras miradas y risas.  Aprendí a verlo crecer desde el respeto y la fe en él. Hoy, estoy en un libro, con las entrañas expuestas. Y sigo buscando. Por eso me robo momentos y la fotografía es mi mejor arma. Ella me llevó a las letras. De tanto robar, se lavaron muchas culpas y puedo atesorar el presente sin remordimientos. En mi vocación criminal me veo experta en escuchar. En recordar y tejer historias desde los silencios.

Y me gusta. Me gusta nombrarme Nora.

LEYDA SINAÍ MARISCAL ARCINIEGA

Leyda nació en Zapopan, Jalisco, el 22 de septiembre de 1994. Es egresada de la Licenciatura de Ingeniería Química y actualmente estudiante de la carrera de Escritura Creativa, ambas en la Universidad de Guadalajara.

Antes de Nuevas letras atenagóricas de nuestro México, Leyda cuenta la participación en dos antologías: Piel de silencio (Editorial Iturbide), con el cuento «Alguien más» y Cuarta antología de escritoras mexicanas, con el cuento «Roberta».

Al hablar de las letras, y lo que estás significan en su vida, ella responde: «Escribir, es mi forma de existir». Hoy, ya encaminada en el mundo de la literatura, tiene cuatro novelas terminadas y un libro de cuentos que aspiran eventualmente a una edición.

Nací en la Ciudad de México en 1981, así que algunos dicen que todavía alcanzo a ser millennial. Estudié teatro en el Centro de Arte Dramático, AC (CADAC), mi amado alma mater, y fui becaria en la Fundación para las Letras Mexicanas generación 2008-2009, en el área de Dramaturgia. Actualmente me dedico a escribir y trabajo como office manager en una agencia de medios.

En 2015, obtuve el primer lugar en el Torneo de Historias Mínimas José Mayoral y el segundo en 2019. Mi primer libro de cuentos fue Milagritos, texto artesanal de la editorial cartonera Cartopirata. Además, he participado en antologías de cuentos, tales como Nadie ve, todos saben de IBERO de León y Cuentos del Sótano de Endora Edicionesasí como en varias revistas digitales como AlmiarExtrañas noches y La masa literaria, entre otras. Para mantenerme «en forma», colaboro semanalmente en el proyecto de difusión literaria Los 52 golpes, además de trabajar en otros proyectos.

Este texto lo escribí embarazada y laborando para un despacho enorme de arquitectos: fui secuestrada. Nunca imaginé cuán vulnerable podía ser hasta ese momento ni cuán efímero es todo ante un riesgo de vida o muerte, por eso quise compartirlo.  

Traducir
×